11.02.2019
Housell
Huye de los tópicos y descubre cómo escribir el anuncio para vender una casa y así atraer a compradores de calidad.

Vender una casa no es fácil. Requiere tiempo, dinero y, sobre todo, un buen anuncio. Las casas bien anunciadas consiguen más visitas y atraen la atención de la gente. Por consiguiente, ayudan a vender más rápido. En el artículo de hoy te enseñamos cómo escribir el anuncio perfecto para vender una casa.

¿Qué es lo más importante de un anuncio para vender una casa?

Lo que necesitas conseguir con tu anuncio si quieres vender una vivienda es destacar por encima de los demás anuncios similares al tuyo. Si consigues esto, ya tienes la mitad del trabajo hecho.

Los datos nos dicen que a la hora de escribir el anuncio para vender una casa lo más importante son las fotografías. Es lo que antes "entra" por lo ojos del futuro comprador y es lo primero que va a buscar.

Las fotografías deben ser de calidad pues son la parte más importante del anuncio. Además, entre las imágenes debemos incluir un plano profesional de la vivienda. Se recomienda hacer una foto de cada perspectiva de cada estancia, varias fotos del exterior de la casa e incluir fotos del barrio. Hay anuncios que llegan a tener más de 60 imágenes, pero, si son de calidad, nunca es demasiado.

Si te es posible, haz un buen vídeo de la casa (bien iluminada) de día y de noche. Así te ganarás al comprador de inmediato.

Dicho esto, la descripción del inmueble es también un elemento muy importante, ya que debes darles a las personas interesadas toda la información que no puede ver en las fotografías.

Consejos para escribir un anuncio para vender una casa

Para escribir un buen anuncio el primer punto a tener en cuenta es que hay que hacer una descripción veraz informando detalladamente de todos los extras con los que cuenta el piso. Mentir o "adornar la verdad" no nos servirá de nada cuando los futuros compradores vengan a visitar el piso. Otro punto interesante es pensar cómo nos gustaría a nosotros leer el anuncio de un piso que queremos comprar y redactarlo así.

Para hacerlo, debes prestar atención a los siguientes aspectos:

  • Titular.
  • Expresiones.
  • Descripción y distribución del texto.
  • Ortografía y redacción.
  • Contenido del texto.

Cómo hacer el titular de un anuncio para vender una casa

El titular de tu anuncio tiene que ser atractivo. En él deben aparecer las principales características positivas del piso de forma clara, concisa y resumida. Sin florituras. Debemos llamar la atención. La clave es que el usuario quiera leer nuestro anuncio hasta el final.

Por ejemplo, imagina que vendes un 7º piso interior reformado con 60 años de antigüedad, 3 habitaciones, 1 baño y garaje en el centro. Entre estas características hay tres aspectos negativos. El piso es interior, solo tiene un baño y es antiguo. Evita hablar de estos aspectos y céntrate en los elementos positivos. Con estas pautas debería quedar un titular así:

"Se vende un 7º piso recién reformado con 3 habitaciones y garaje en el centro"

Es directo y destaca lo mejor de la casa. Buscar una vivienda es aburrido y cansado, por lo que con esta información facilitas que el lector encuentre lo que busca.

¿Qué expresiones utilizar en un anuncio para vender una casa?

Evita expresiones como “oportunidad” u “oferta” ya que psicológicamente son términos que suelen generar desconfianza.

En las descripciones tampoco utilices palabras muy complejas, modernas o subjetivas. Puede que a ti te parezca que tu casa es preciosa, pero para gustos colores. Céntrate en adjetivos que no den lugar a dudas y destaquen lo positivo (grande, espacioso, luminoso, bien aireado, etc.).

¿Cómo hacer la descripción de un anuncio para vender una casa?

Se recomienda hacer la descripción de afuera a dentro. Es decir, primero se describe los alrededores, comenzando por la zona e indicando la proximidad a lugares que sean de interés: hospitales, parques, centros comerciales, servicio público, etc. En definitiva, destaca las cualidades del barrio.

Luego pasa a describir el edificio residencial donde está el inmueble. Si la vivienda tuviera jardín, continúa con el exterior de la casa (patios, garaje, jardín...). Por último, describe el interior con detalle.

Utiliza subtítulos en el texto para hacerlo más agradable a la vista. Una buena jerarquía de la información para tu anuncio sería la siguiente:

Titular

  • Resumen de las características principales:
    • Tipo de vivienda y estado (a reformar o reformado).
    • Extensión.
    • Altura.
    • Orientación.
    • Ubicación.
    • Precio.
    • Número de habitaciones.
    • Baños.
    • Otros (garaje, ascensor, etc.).
  • Barrio, zona y servicios cercanos.
  • Vecindario o comunidad.
  • Exterior de la casa:
    • Jardín.
    • Piscina.
    • Garaje.
    • Trastero.
    • Pistas deportivas.
    • Otros.
  • Interior de la casa.
    • Cocina.
    • Terraza y balcones.
    • Habitaciones.
    • Salón-Comedor.
    • Otros.
  • Posibles defectos (a reformar, problemas de fontanería, etc.).
  • Datos de contacto.

No te preocupes por escribir demasiado. Siempre que la información sea clara y objetiva, gracias a los subtítulos el lector sabrá en que parte de la descripción se encuentra y podrá buscar aquella que más le interese.

Eso sí, no apelmaces la información. Separa cada párrafo entre sí, utiliza listados en vez de enumeraciones y no te "enrolles" dando opiniones.

Cuida la ortografía y la redacción del anuncio

Revisa que no haya ninguna errata. La seriedad impone y te hará parecer más fuerte a la hora de negociar. Además, hay que evitar escribir el texto en mayúsculas, ya que resulta muy agresivo. Cuando leemos "online", las mayúsculas son el equivalente a que nos estuvieran gritando.

¿Cómo escribir el contenido del anuncio?

Lo más importante es destacar las ventajas del inmueble. Sé fiel a la hora de describir tu casa empezando por lo bueno. Busca aquello que haga que tu casa se diferencie del resto. Una vez hecho esto, se honesto y habla de los posibles aspectos negativos.

No olvides incluir el precio. No ponerlo puede suponer perder posibles compradores. Además, debemos poner un precio que esté dentro del precio de mercado. Si no sabes cómo elegir el precio de tu vivienda, te decimos cómo.

Por último, incluye todos los datos de contacto. Si sólo se puede atender al teléfono en determinadas horas o se prefiere contactar por correo electrónico se debe poner en el anuncio, para evitar perder contactos.

 

 

Trucos para que un anuncio destaque sobre el resto

Utiliza la "psicología" del comprador para que tu anuncio destaque sobre el resto. Los datos demuestran que estos trucos funcionan. Ahora depende de ti utilizarlos.

Truco 1: la cocina y la terraza

Lo primero que se debe describir en una vivienda es la cocina seguida de la terraza si la hubiera. La cocina tiene que llegar al corazón de la persona que lee la descripción. Lo importante es que demuestres que la cocina puede ser el lugar más agradable que nunca hayas tenido para cocinar y vivir en ella el 50% del tiempo que pasas en casa. En cuanto a las terrazas, generan libertad y son un lugar fantástico para desconectar.

Truco 2: el garaje

Aunque muchas veces no le damos importancia, los coches son elementos muy "queridos" por sus dueños. Describir el garaje es sumamente importante. Descríbelo con detalle: di si son amplios, fáciles de acceder desde la calle, cómodos de aparcar, seguros, etc.

Truco 3: los beneficios y las características

En las descripciones de inmuebles el 70% deben ser beneficios y el 30% características. Las características informan; los beneficios venden.

Truco 4: la "llamada a la acción"

Cuida la “llamada a la acción”. Esta es la parte final de tu descripción donde le dices al lector exactamente lo que quieres que haga ahora. Por supuesto, tú quieres que te contacten; pero hay que saber decirlo con sutiliza, elegancia, inteligencia y expectación.

Un mensaje como "llamar al 123 456 789 para más información” no es tan atractivo como una llamada a la acción clara y precisa añadiendo que su consulta es sin compromiso y diciendo lo que se perdería por no contactar contigo ahora.

Errores más comunes en los anuncios: huye de los tópicos

Debemos evitar las típicas palabras como “coqueto”, “ideal para parejas”, “mejor ver” o “interior muy luminoso”. Los futuros compradores ya habrán leído estas palabras en muchos anuncios. Quieren ver fotografías, vídeos, planos y sobre todo, sinceridad.

Según Idealista, las frases hechas más típicas del mundo inmobiliario se pueden resumir en:

  • Acogedor piso con encanto: los usuarios tienden a pensar que “acogedor siempre se asemeja a pequeño” y “con encanto" parece dar a entender que no tiene nada de bonito y hay que añadir alguna palabra especial.
  • Interior muy luminoso: sigue siendo un interior.
  • Muchas posibilidades: muestra unas carencias absolutas por todos lados.
  • Coqueto: a saber lo que te quieren vender, lo más seguro es que será una caja de cerillas.
  • Ideal para parejas: “una cama en el salón”, "ni se te ocurra invitar a un amigo” o “no tengáis perro” son algunas de las percepciones que tienen los usuarios.

Con toda esto claro, llega el momento de escribir el anuncio para vender tu casa. Parece abrumador, pero con paciencia es muy fácil. Si no tienes tiempo o te supone un dolor de cabeza, en Housell contamos con expertos inmobiliarios que se encargarán de todo por ti mientras tú te relajas tranquilamente. Llama al 900 622 160 e infórmate sobre nuestro servicio.

Artículos relacionados

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más informaciónpulsando aquí